miércoles, 8 de febrero de 2017

MAGRET DE PATO



También conocida como pechuga de pato.
Al contrario que el confit (pierna de pato confitada en su propia grasa) que suele agradar a casi todo el mundo, el magret tiene defensores y detractores. Quizá se deba a que  esta parte del pato se consume poco hecha y hay personas a las que no les gusta ese punto para la carne de ave. 
Si se sirve muy hecha, resulta algo seca y tal vez dura. Por esta tierra solemos decir ‘queda jasca’ aunque esta palabreja no aparece en la Rae. 

Ingredientes para 2 individuos orondos:
  • 2 pechugas de pato
  • 300 gr de puré de patatas
  • Sal, pimienta negra
Duración: menos de 20 minutos

1.Las manos de mi amigo Luc (quien hace cosa de 20 años, en Anderlecht me enseñó a disfrutar con este manjar) se disponen a hacer unos cortes en forma de cruz por la parte de la piel, profundizando sin apenas llegar a la parte magra.


2.Colocar en una sartén sin aceite y freír por la parte de la piel durante 8 minutos a fuego medio/alto 6 sobre 9.


3.Retirar todo el aceite que haya soltado y dar la vuelta.


4.Freír durante 4 min por ese lado, retirar del fuego salpimentar al gusto y servir en plato caliente.

5.Podemos filetearlo o dejarlo en una pieza y que sean los comensales quienes escojan el grosor de los trozos. Acompañar con puré de patatas.


MUSICA PARA COCINAR:

Bob subtitulado, pa saboreá esa letrica güenas.




INSTRUIR DELEITANDO 


Aqui os dejo unos vídeos donde se muestra lo que aprecian el magret los animalitos:














.


No hay comentarios:

Publicar un comentario